Única medallista olímpica de Irán abandona su país cansada de ser “usada”

Relató que se fue porque se había cansado de ser utilizada por las autoridades como una herramienta de propaganda


La única medallista olímpica femenina de Irán, Kimia Alizadeh, ha estado entrenando en Eindhoven, Holanda, tras abandonar su país hace varias semanas.

La campeona de taekwondo ganó una medalla de bronce en los Juegos Olímpicos 2016 y, a través de sus redes sociales, relató que se fue porque se había cansado de ser utilizada por las autoridades como una herramienta de propaganda.

Estaba de vacaciones en Europa, pero decidió con su pareja no regresar a Irán. Por supuesto que es bienvenida aquí. Conocemos sus cualidades. Es una gran suma al taekwondo en los Países Bajos”, dijo Mimoun El Boujjoufi, entrenador de taekwondo de Países Bajos.

En una publicación de Instagram Alizadeh dio a entender que se había mudado a Europa. “Nadie me ha invitado a Europa y no me han ofrecido una oferta tentadora. Pero acepto el dolor y las dificultades de la nostalgia porque no quería ser parte de la hipocresía, la mentira, la injusticia y la adulación”, señaló.

“Soy una de millones de mujeres oprimidas en Irán con las que han estado jugando durante años (…) Vestí cada cosa que me dijeron y repetí lo que pidieron. Repetí cada frase que ordenaron”, escribió.

Alizadeh dijo que las autoridades de la república islámica atribuyeron su éxito a su gestión y al hecho de que usaba el velo islámico, obligatorio en Irán.

Fuente: adn40


El Corresponsal, en el lugar de la noticia.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: