Fiscal niega haber negociado con Bermúdez

Acusa a Gobierno de ayudar a duartistas


Por: Alejandro García

Xalapa, Ver.- El fiscal general del Estado, Jorge Winckler Ortíz negó haber negociado la liberación de los ex funcionarios duartistas, en particular del ex secretario de Seguridad Pública, Arturo Bermúdez Zurita, por el contrario acusó al Gobierno de Veracruz de ayudarlos.
A continuación el texto íntegro del fiscal:

Durante los últimos dos años, la Fiscalía General del Estado ha combatido de manera frontal la corrupción y la desaparición forzada de personas.

A través de investigaciones se logró acreditar que durante el sexenio de Javier Duarte, se realizó el saqueo más grande que ha conocido nuestro país, y que en este mismo periodo se llevó a cabo una política sistemática desde el Gobierno del Estado de Veracruz, para desaparecer personas, misma que fue ejecutada desde la Secretaría de Seguridad Pública.

Se instauraron procesos penales en contra de muchos de los probables responsables, más de 60 ex funcionarios de la Secretaría de Seguridad Pública fueron aprehendidos por el delito de desaparición forzada, comenzando por su ex Titular Arturo “N”.

Categóricamente señalo, que dentro de la carpeta de investigación por desaparición forzada que se sigue en su contra, existen como datos de prueba, señalamientos directos en su contra de parte de víctimas sobrevivientes y también de cómplices quienes describieron cómo Arturo “N” encabezó una maquinaria utilizada para desaparecer personas.

Otro dato contundente, es que existen documentos, específicamente Tarjetas Informativas, que muestran cómo se registraban de manera oficial las desapariciones de personas y cómo eran reportadas a la cadena de mando dentro de la Dependencia hasta llegar a lo más alto de la estructura.

Es decir, existen datos de prueba solidos que acreditan la probable responsabilidad del ex Secretario de Seguridad Pública en desapariciones forzadas de personas.

Ahora hay quienes intentan engañar a los veracruzanos, señalando que este personaje fue absuelto, eso es mentira, sigue vinculado a proceso por este delito de lesa humanidad y será juzgado.

Por otra parte, dentro de los procesos penales instaurados por delitos de corrupción, existen dictámenes de auditoría que acreditan sin lugar a dudas el desvío multimillonario de recursos en que participaron los imputados.

Las investigaciones antes señaladas han sido revisadas a nivel local y federal y se ha confirmado la existencia de datos de prueba que acreditan su probable responsabilidad, mismos que fueron obtenidos de manera completamente legal.

Sin embargo, es notorio que con el cambio de Gobierno también llegó un cambio de criterios jurisdiccionales que esta Fiscalía rechaza y no comparte.

A partir del 1 de diciembre, le han abierto las puertas del Penal de Pacho Viejo a los duartistas, argumentando que los probables responsables de desapariciones forzadas de personas y del saqueo a Veracruz, tienen derecho a enfrentar sus procesos en libertad.

Que quede claro, Nadie los ha absuelto, sin embargo, les han variado la medida cautelar de prisión preventiva por otras que les permiten ser juzgados en libertad.

El Gobernador Cuitlahuac García pretendió el día de ayer justificar el cambio de medida cautelar de Arturo “N”, diciendo que la desaparición forzada no es un delito grave.

Eso además de ser una mentira, evidencia de qué lado de la historia verdaderamente está.

Aun cuando ayer el Gobernador haya intentado absolver a Arturo “N”, que no haya duda, con la Fiscalía no ha habido ni habrá ningún pacto.

Contra el ex Secretario de Seguridad Pública se mantendrá la acusación por su participación en desaparición forzada donde se está solicitando una pena de 90 años de prisión. Sus procesos patrimoniales siguen en curso.

La desaparición forzada de personas contrario a lo que señala Garcia Jimenez no solo es grave, sino extremadamente grave de conformidad con Tratados Internacionales. No hay justificación para permitirle enfrentar su proceso en libertad a quien probablemente encabezó una organización dedicada a desaparecer personas, poniendo con esto en riesgo a víctimas, testigos y al propio proceso.

El Secretario de Gobierno, Eric Cisneros, abiertamente está teniendo injerencia en los procesos judiciales, él mismo anunció desde hace unos días la salida de los ex funcionarios de Duarte de prisión, incluso permitió al ex Secretario de Seguridad Pública, tuviera privilegios desde el interior de la prisión, por ejemplo, al darle facilidades para dar conferencias de prensa desde su interior.

Durante los últimos dos años, estas personas habían estado recluidas enfrentando sus procesos con medida cautelar de Prision, reitero, es sólo a partir del nuevo gobierno que las puertas del Penal se abren de par en par para ellos.

Ayer, el Gobernador del Estado intentaba responsabilizar a la Fiscalía de un supuesto acuerdo con estos personajes. Pero, ¿por qué salen hasta ahora? ¿Por qué no durante los últimos dos años, si no hasta que él llega a ser Gobernador? ¿Por qué su Secretario de Gobierno anticipa la salida de funcionarios? Sólo hay una respuesta, porque hoy son aliados de este Gobierno.

Al combatir la corrupción y las desapariciones forzadas, tocamos intereses poderosos. Gente que anteriormente era intocable, fue puesta a disposición de jueces. Esos intereses criminales son los que están detrás de una campaña mediática orquestada desde Palacio de Gobierno que intenta convertir en víctimas a quienes por años delinquieron al amparo del poder.

Probables responsables de desapariciones forzadas, de saqueo y de corrupción son los que han promovido juicios políticos en mi contra. Les estorba quien terminó con su impunidad. Y desafortunadamente han encontrado un aliado en el Gobierno de Cuitlahuac García Jiménez quien en su obsesión por atacar la autonomía de la Fiscalía General y removerme de mi cargo para obtener el control del Ministerio Público, se ha aliado con esos oscuros intereses.

Pero Veracruz no olvida. Que quede claro, Veracruz no olvida, No olvida los nombres de quiénes se enriquecieron a costa de los veracruzanos. No olvida quiénes desaparecieron a cientos de personas. No olvida a quienes han vivido como reyes sin importar que se hipotecara el futuro del Estado.

Reitero y a las pruebas me remito, durante los últimos dos años, se logró la detención y vinculación a proceso de probables responsables de desaparición forzada y hechos de corrupción.

A partir de la entrada del nuevo Gobierno, cada día ha sido liberado un alto funcionario involucrado en estos hechos. Ese es el cambio que hoy está viviendo Veracruz.

Sin embargo, desde la Fiscalía impugnaremos las resoluciones que permiten que estas personas enfrenten sus procesos en libertad, y no dejaremos de investigar a pesar de las presiones que ha instrumentado el nuevo Gobierno, en contra de la Fiscalía General del Estado.

Veracruz tiene memoria. No cabe ni perdón ni olvido. La amnistía pactada por este Gobierno con los Duartistas será combatida por todos los medios legales y exhibida como el día de hoy.


El Corresponsal, en el lugar de la noticia.