Gobierno Federal denuncia más sabotajes a ductos

Un técnico de Pemex explicó que este lunes tuvieron que cerrar nuevamente el ducto Tuxpan-Azcapotzalco por dos nuevos sabotajes


Luego de una minuciosa presentación de casos de exfuncionarios y empresarios vinculados con el robo de hidrocarburos y con posibles operaciones de lavado de dinero, hoy Andrés Manuel López Obrador insistió en que el Gobierno Federal labora a diario para normalizar el abasto de combustible.

“Se habló de cargar gasolina de acuerdo al número correspondiente a las placas, esto aplica de manera voluntaria, no es obligatorio. Los que quieran ayudar… con esto se contribuye a la campaña contra el robo de combustible: hoy no cargo gasolina porque estoy en contra del huachicoleo y quiero que se acabe la corrupción“, sentenció.

El técnico de Pemex, Juan Francisco Rivera, explicó que este lunes 14 de enero sufrieron un nuevo sabotaje en el ducto Tuxpan-Azcapotzalco, el cual abollaron en dos puntos distintos.

“El ducto de Tuxpan transporta 170 mil barriles diarios, por eso cuando nos pegan en este ducto tenemos problema de abasto“, añadió el presidente.

Asimismo, a la altura del municipio de Acambay, atendieron una fuga por toma clandestina con incendio, en el poliducto Tula-Toluca, donde tuvieron otro problema que orilló a cerrarlo.

Con la intención de prevenir las conocidas “ordeñas”, Pemex y el Gobierno Federal impulsarán una iniciativa para prohibir y regular la venta de válvulas de hidrocarburo.

También se piensa en adquirir 500 pipas de 60 mil litros cada una “para que nunca falte combustible”, con el dinero que se ahorra “por no permitir el robo de combustibles”, adelantó López Obrador.

“No vamos a quedarnos sin gasolina, están jugando a las vencidas… pero vamos a demostrar que puede más el pueblo bueno“, finalizó.

Fuente:  López-Dóriga Digital


El Corresponsal, en el lugar de la noticia.

A %d blogueros les gusta esto: